14-02-114-02-2

Dirección General de Comunicación Social 
México, D. F., 05 de Junio del 2006. 020

 

Se mantienen pláticas con permisionarios.

GARANTIZA AEROPUERTO TRANSPARENCIA EN LAS NEGOCIACIONES CON TAXISTAS

  • Se respetan resoluciones y amparos.
  • El AICM, sin injerencia en la creación de Porto Taxi.

El servicio de taxis para los usuarios del aeropuerto capitalino está asegurado al mantener las pláticas con permisionarios y se garantiza transparencia en las negociaciones con los prestadores del servicio, en beneficio de millones de usuarios y de las familias de los propios trabajadores del volante, aseguró hoy la Dirección General del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM).

Aclaró que hay pleno acatamiento a los amparos otorgados a los permisionarios y por lo tanto, el 99 por ciento de las 1,105 unidades están trabajando sin restricción alguna y sin afectación para pasajeros y usuarios. Precisó que sólo 8 unidades no trabajan debido a que no cuentan con sustento legal alguno que se los permita.

Ante informaciones difundidas por dos de las organizaciones que prestan el servicio en el AICM (con sólo 21 unidades de las 1,105), en el sentido de que el aeropuerto les negó la renovación de contratos a la Unión de Transportistas Terrestres en Aeropuertos José María Xicoténcatl S.A. de C.V. y Transporte Terrestre Turístico y Ejecutivo S.A. de C. V., el AICM aclaró que el 29 de mayo pasado concluyó el convenio establecido desde 1996.

De tal manera que los contratos en los que se soportaba la relación jurídica con las empresas prestadoras de servicio: Sitio 300, Benito Juárez, Quetzalcoatl, TTTSA y Xicoténcatl quedaron vencidos.

Sitio 300 y TTTSA obtuvieron amparos de las instancias respectivas lo que les permite continuar operando.

Asimismo, señaló que 47 de los 68 permisionarios del servicio ejecutivo, conformaron desde febrero de este año la empresa Porto Taxi para sustituir a Protaxi para administrar y operar directamente la venta de sus boletos, lo cual les significa un importante ahorro por el pago que realizaba a Protaxi por el manejo de boletaje.

Aclaró que la operación de esta nueva empresa no requiere de licitación alguna, en primer lugar porque integra a los mismos permisionarios que ya se encontraban prestando sus servicios y porque de acuerdo con el artículo 55, fracción XI del Reglamento de la Ley de Aeropuertos vigente, el derecho de acceso para prestar el servicio de taxi se define como un servicio aeroportuario y no siendo un gasto público no esta sujeta a la normatividad aplicable a las licitaciones.

Recalcó que en ningún momento se ha negado la celebración de nuevos contratos, sino que las pláticas están orientadas a establecer las normas cuyo objetivo es elevar la calidad del servicio de taxi en beneficio de los usuarios.

Agregó que se busca enriquecer el sistema de control para que en el futuro se le de mayor seguridad a los pasajeros, mediante la codificación de datos (número de unidad, placas, destino, ruta, etc) en cada boleto.

También se propone que los propios permisionarios cuenten con una mejor capacitación para atender a sus clientes.

La Dirección General del AICM resaltó que para la nueva relación contractual se han considerado las recomendaciones de la Comisión de Comunicaciones de la H. Cámara de Diputados del Congreso de la Unión, de la Procuraduría Federal del Consumidor, de la Comisión Federal de Competencia y del público en general, en el sentido de que se establezcan criterios de calidad, y competencia, etc.

Manifestó que continúan las pláticas con representantes de las agrupaciones Sitio 300, Xicotencatl y TTTSA, con el propósito de establecer las reglas que contendrá el nuevo contrato.

Reiteró que las pláticas se mantendrán hasta encontrar una solución que privilegie las condiciones antes señaladas, sin menoscabo de los beneficios económicos para las familias de los taxistas, atendiendo el marco jurídico aplicable y garantizando la continuidad del servicio.